Yulimar Rojas habló de su campeonato Mundial

Yulimar Rojas, la joven de 20 años que acaba de coronarse campeona del triple salto del Mundial de atletismo en pista cubierta que se realiza en Portland, quería ser voleibolista y no atleta, pero el destino le puso en su camino a un entrenador que la convenció de hacer el cambio.

La noche del sábado, ese entrenador, Jesús Velázquez, saltó de alegría en su casa de Anzoátegui cuando vio por la televisión a su pupila ganarle a mujeres más curtidas y llevarse la primera medalla de oro de Venezuela en un Mundial de atletismo.

“Yo quería ser voleibolista y fui a hacer una prueba porque era alta para mi edad, pero no había ningún entrenador de voley en ese momento, y me vio Velázquez y me dijo que era perfecta para el atletismo. Así empezó todo”, recordó.

Una década después, Yulimar se llevó el título mundial con un brinco de 14.41 metros, relegando a la medalla de plata a la alemana Kristin Gierisch (14.30 m) y al bronce a la griega Paraskevi Papachristou (14.15 m).

Desde la medalla de bronce de Arnoldo Devonis en el triple salto de los Juegos Olímpicos de Helsinki-1952, el atletismo venezolano no saboreaba un triunfo tan grande.

“No puedo explicar cómo me siento. Feliz, feliz, feliz. Estaba confiada, sabía de mi potencial, y no me puse nerviosa pese a las faltas”, indicó Rojas, que tuvo un sólo salto válido en sus seis intentos, pero éste fue suficiente para asegurarle el oro.

“Cuando logré el salto de 14.41 supe que estaba en medalla, y cuando vi que ya no me podían alcanzar y era campeona, decidí ponerle todo al último salto. Fue bueno, muy bueno, pero volví a cometer falta”, manifestó.

Líder / Minuto Sports

No hay comentarios

Dejar una respuesta